mayo 18, 2024
Los Glaciares

Los Glaciares: Formación, Tipos e Importancia

Los glaciares son grandes masas de hielo que se forman en regiones de alta montaña o en las regiones polares, donde las temperaturas son lo suficientemente bajas como para permitir que la nieve se acumule y se compacte en hielo durante muchos años.

Los glaciares se mueven lentamente, a menudo a razón de unos pocos centímetros al día, debido a la acumulación de más nieve en la parte superior, la fusión de hielo en la parte inferior y la gravedad.

Estas estructuras impresionantes son vitales para la regulación del clima global, ya que reflejan la luz solar de regreso al espacio y ayudan a mantener las temperaturas frescas.

Además, son una importante fuente de agua dulce y tienen un papel crucial en la hidrología y la regulación de los caudales de los ríos.

A lo largo de la historia de la Tierra, han modelado y moldeado el paisaje, tallando valles y montañas y dejando su marca indeleble en la historia geológica del planeta.

Formación de los glaciares

Proceso de acumulación y compactación de nieve

El proceso de acumulación y compactación de nieve es fundamental para la formación de los glaciares. A continuación, se explica cómo ocurre este proceso:

  • Acumulación de nieve: la formación de los glaciares comienza con la acumulación de nieve. En las regiones de alta montaña o en las regiones polares, la nieve se acumula durante largos períodos de tiempo debido a las bajas temperaturas y a la falta de fusión. La nieve que cae en estas áreas no se derrite, sino que se acumula en capas sucesivas.
  • Transformación en hielo: a medida que se acumula la nieve, la presión de las capas superiores comprime y densifica las capas inferiores. Con el tiempo, la nieve se transforma en hielo debido a la presión y el frío. Este proceso se llama nevada firnificación.
  • Formación de glaciares: a medida que se acumula más nieve y se transforma en hielo, se forman glaciares. Son grandes masas de hielo que se mueven lentamente debido a la acumulación de más nieve en la parte superior, la fusión de hielo en la parte inferior y la gravedad.

Es importante destacar que la formación de los glaciares no es un proceso rápido. Puede tardar cientos o incluso miles de años para que una masa de nieve se transforme en un glaciar.

Además, la cantidad de nieve que se acumula y la velocidad a la que se transforma en hielo dependen de varios factores, como la temperatura, la humedad, la topografía y la precipitación.

Formación de los glaciares de roca y campos de hielo

Los glaciares de roca y los campos de hielo son formaciones glaciares diferentes a los glaciares convencionales, y su formación implica procesos distintos.

Los glaciares de roca son formaciones de hielo y roca que se encuentran en zonas de alta montaña. En estos casos, la nieve cae en pendientes empinadas y se acumula en las laderas y en las zonas de menor pendiente.

A medida que la nieve se acumula, se va compactando y se transforma en hielo. Con el tiempo, el hielo desciende por la pendiente, arrastrando consigo fragmentos de roca y escombros que se encuentran en su camino.

A medida que el hielo se desplaza, va puliendo la superficie de la roca y la modela, generando así las características formas de los glaciares de roca.

Los campos de hielo, por otro lado, son enormes acumulaciones de hielo y nieve que cubren vastas extensiones de terreno. A diferencia de los glaciares de roca, que se forman en laderas empinadas, los campos de hielo se forman en regiones planas o de pendiente suave.

Estas zonas reciben grandes cantidades de nieve que se acumulan y se compactan, formando una masa de hielo que se extiende por grandes áreas.

Los campos de hielo son especialmente comunes en las regiones polares y en las zonas de alta montaña, donde las precipitaciones de nieve son frecuentes.

En ambos casos, la formación de estos glaciares implica la acumulación y compactación de nieve, que con el tiempo se transforma en hielo.

A medida que el hielo se desplaza, se lleva consigo materiales y rocas, que pueden erosionar y modelar el terreno. Los glaciares de roca y los campos de hielo son importantes porque almacenan grandes cantidades de agua en forma de hielo.

Su fusión puede tener un impacto significativo en los ecosistemas y las comunidades que dependen del agua que proviene de ellos.

Tipos de glaciares

Existen varios tipos de glaciares que se clasifican de acuerdo a su ubicación, forma y tamaño. A continuación, se describen brevemente los cinco tipos principales de glaciares:

Glaciares de Valle

Los glaciares de valle son los más comunes y se encuentran en los valles de montañas. También se les conoce como glaciares alpinos.

Se forman a partir de la acumulación de nieve en las laderas de las montañas, que luego se compacta y se transforma en hielo. A medida que el hielo se acumula, se desplaza hacia los valles en dirección descendente, siguiendo el curso de los ríos.

Se puede observar un típico glaciar de valle.
Fig. 1. Glaciares de Valle.

Glaciares de Corriente

Los glaciares de corriente son también conocidos como glaciares de lengua, son aquellos que se extienden desde la montaña hacia el valle. Se caracterizan por su forma larga y estrecha, y pueden alcanzar grandes distancias en algunas zonas.

Se observa un glaciar de corriente o también llamado glaciares de lengua.
Fig. 2. Glaciar de Corriente o Lengua Glaciar.

Glaciares de Montaña

Los glaciares de montaña son similares a los glaciares de valle, pero se forman en laderas de montañas individuales, en lugar de en valles entre montañas. Pueden ser pequeños y estar restringidos a zonas específicas de la montaña, o pueden ser grandes y extenderse hacia los valles.

En la figura se puede apreciar un glaciar de montaña.
Fig. 3. Glaciares de Montaña.

Glaciares Polares

Se encuentran en las regiones polares del mundo, en la Antártida y en Groenlandia. Son enormes capas de hielo que cubren la tierra y los mares cercanos. Están compuestos por nieve y hielo acumulados durante cientos de miles de años.

En la figura se puede observar un glaciar del tipo polar.
Fig. 4. Glaciar Polar.

Movimiento de los glaciares

Los glaciares se mueven lentamente en una dirección determinada debido a la gravedad y a la deformación del hielo. El movimiento de los glaciares se produce en tres etapas:

  • Flujo de la nieve: en la parte superior del glaciar, la nieve se acumula y se compacta en hielo. Este hielo se desliza lentamente por la superficie del glaciar debido a la gravedad.
  • Flujo interno: a medida que el hielo se desplaza hacia la base del glaciar, se somete a una presión cada vez mayor. Esto hace que el hielo se deforme y fluya como un líquido viscoso.
  • Deslizamiento basal: en la base del glaciar, el hielo se mueve a lo largo del sustrato rocoso debido a la presión del hielo y la lubricación proporcionada por el agua que fluye debajo del glaciar.
En la figura se describe el movimiento de los glaciares.
Fig. 5. Movimiento de los glaciares.

El movimiento puede ser muy lento, generalmente de unos pocos centímetros a varios metros por día, dependiendo del tamaño y las condiciones del glaciar. Los glaciares de valle y los glaciares de corriente se mueven más rápidamente que los glaciares polares debido a su ubicación y las condiciones climáticas.

El movimiento de los glaciares tiene un efecto importante en el paisaje, ya que puede erosionar la roca subyacente y transportar materiales a través de la acción glaciar. También es importante en términos de la regulación del ciclo hidrológico y como una fuente importante de agua para las comunidades que dependen del agua de deshielo.

Factores que afectan el movimiento de los glaciares

El movimiento de los glaciares está influenciado por varios factores que interactúan entre sí. A continuación, se describen los factores más importantes que afectan el movimiento de los glaciares:

  • Pendiente: es uno de los factores más importantes que afectan el movimiento de los glaciares. Se mueven más rápido en pendientes más empinadas, ya que la gravedad ejerce una mayor fuerza sobre el hielo.
  • Espesor del hielo: cuanto más grueso es el hielo, mayor es su capacidad para deformarse y fluir, lo que puede hacer que el glaciar se mueva más rápidamente.
  • Temperatura: puede influir en la velocidad del movimiento de un glaciar. Los glaciares a temperaturas más altas pueden moverse más rápidamente debido a la mayor cantidad de agua líquida presente en el hielo, que actúa como lubricante.
  • Cantidad de nieve: si hay una gran cantidad de nieve, el glaciar puede acumular más masa y su movimiento se puede ralentizar.
  • Presión hidrostática: el agua que se acumula bajo el hielo puede ejercer una presión hidrostática que ayuda a mover el glaciar.
  • Fricción: la fricción entre el hielo y el lecho rocoso o el suelo también puede afectar el movimiento de los glaciares. Si hay mucha fricción, el glaciar se moverá más lentamente.
  • Viento: puede afectar la velocidad y la dirección de los glaciares, especialmente en áreas donde la nieve es transportada por el viento.

Estos son solo algunos de los factores que pueden afectar el movimiento de los glaciares. Es importante destacar son sistemas complejos y dinámicos, por lo que es necesario tener en cuenta muchos factores para entender su comportamiento y movimiento.

Erosión glaciar

La erosión glaciar es el proceso por el cual los glaciares desgastan y erosionan la roca y el suelo a medida que se mueven a través del paisaje.

Es uno de los procesos más importantes que dan forma al paisaje de las regiones glaciares y puede ser muy efectiva en la formación de valles en forma de U, circos glaciares, morrenas y otros rasgos del paisaje.

Puede ocurrir de varias maneras:

  • Abrasión: cuando el hielo se mueve sobre la superficie del lecho rocoso, puede arrastrar fragmentos de roca y sedimento, y estos fragmentos pueden rayar y pulir la superficie de la roca, produciendo marcas en la superficie conocidas como estrias glaciares. La abrasión también puede dar lugar a la formación de grandes depresiones circulares llamadas circos glaciares.
  • Plucking: el hielo puede penetrar en las grietas de la roca y levantar fragmentos de ella a medida que se mueve, un proceso conocido como plucking. Esto puede producir grandes bloques de roca que quedan en la superficie del glaciar o son transportados por él.
  • Fusión y rehielo: el agua de deshielo en la superficie del glaciar puede penetrar en las grietas de la roca y luego congelarse durante la noche. A medida que el agua se congela, se expande y puede romper fragmentos de roca.
  • Sedimentación: a medida que el glaciar se mueve y transporta sedimentos, estos sedimentos pueden ser depositados en el paisaje, formando morrenas, que son acumulaciones de rocas y sedimentos dejados por el glaciar.

Efectos del cambio climático

El cambio climático está teniendo un impacto significativo en los glaciares en todo el mundo. En general, los efectos del cambio climático incluyen la disminución del tamaño y la masa, el adelgazamiento y la reducción de la cobertura de hielo, y el aumento de la frecuencia y la intensidad de eventos extremos como las inundaciones y los deslizamientos de tierra.

Aquí hay algunos efectos específicos del cambio climático:

  • Retroceso de los glaciares: la mayoría de los glaciares del mundo están disminuyendo en tamaño y masa a medida que el clima se calienta. Los glaciares de alta montaña, como los de los Alpes y los Andes, han perdido una cantidad significativa de hielo en las últimas décadas. Los glaciares polares, como los de Groenlandia y la Antártida, también están retrocediendo a un ritmo acelerado.
  • Derretimiento del permafrost: el calentamiento global también está derritiendo el permafrost, que es una capa de suelo permanentemente congelado. El permafrost actúa como una base sólida para los glaciares de montaña y cuando se derrite, pueden volverse menos estables y más propensos a deslizamientos de tierra.
  • Cambios en la hidrología: la disminución de los glaciares también tiene un impacto en la hidrología de las regiones donde se encuentran. Los glaciares actúan como una fuente importante de agua dulce para muchas regiones, y su disminución está afectando los patrones de flujo de los ríos y la disponibilidad de agua.
  • Aumento del nivel del mar: el derretimiento de los glaciares polares también está contribuyendo al aumento del nivel del mar. Si se derritiera completamente el hielo de Groenlandia, el nivel del mar subiría aproximadamente 7 metros.

El cambio climático es una amenaza importante para los glaciares en todo el mundo y también tiene implicaciones significativas para las comunidades que dependen de ellos. La mitigación del cambio climático y la adaptación a sus impactos son cruciales para proteger ecosistemas únicos y para garantizar que las comunidades locales puedan enfrentar los desafíos que plantea el cambio climático.

Importancia de los glaciares en el mundo

Los glaciares son importantes para el mundo por varias razones:

Controlan el clima: son una parte importante del ciclo hidrológico del planeta. Almacenando agua dulce en forma de hielo, los glaciares ayudan a regular el clima al influir en los patrones de circulación oceánica y atmosférica.

Fuente de agua dulce: son importantes suministros de agua dulce. En muchos países, son la principal fuente de agua potable y de riego. También son esenciales para el mantenimiento de la biodiversidad y los ecosistemas.

Protección contra inundaciones: pueden actuar como protección contra inundaciones. El derretimiento en las zonas altas libera lentamente el agua, lo que reduce la probabilidad de inundaciones en las regiones más bajas.

Turismo y recreación: son destinos turísticos populares en todo el mundo. Muchas personas los visitan para experimentar la belleza natural y para realizar actividades al aire libre, como el esquí y el senderismo.

Fuentes:

  • «Glaciers» por Michael Hambrey y Jürg Alean.
  • «Glaciers and Glaciation» por Douglas Benn y David Evans.
  • «The Physics of Glaciers» por W.S.B. Paterson.
  • «Glaciers and Climate Change» por Mauri Pelto.
  • «The Melting World: A Journey Across America’s Vanishing Glaciers» por Christopher White.

Si te gustó el artículo, compártelo en tus redes sociales y ayúdanos a difundir. Comenta abajo si tienes dudas o sugerencias. Tu opinión nos importa.

Marcelo Madrid

Ingeniero de Petróleo graduado en la Universidad de Oriente (Venezuela) en el año 2007. Trabajé durante 14 años en la industria petrolera, principalmente en el área de Ingeniería de Yacimiento y Geología: Desarrollo y Estudios Integrados. Editor principal de Geoplaneta.net.

Ver todas las entradas de Marcelo Madrid →

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *